Si hay algo que te encantará de Bangkok, además de la comida y lo espectacular de la ciudad, son sus templos. Así que enhorabuena, porque hoy te hemos preparado una guía extensa con una selección de los mejores templos de Bangkok. Encontrarás información, precios, horarios y un montón de recomendaciones viajeras.

Para empezar, ten en cuenta que la historia de Tailandia está ligada a la religión y que el 95 por ciento de la población es budista. Por tanto, no es de extrañar que en Bangkok haya cientos de templos escondidos en el entramado de sus calles.

Muchos de ellos son pequeños, pero también hay algunos imponentes, llenos de detalles en cerámica y oro. Verás al sol colarse entre las pagodas y te sumergirás en un ambiente de velas y olor a incienso. De fondo, solo el silencio interrumpido por el sonido del gong y de los mantras que repiten los monjes. Espectacular, ¿no te parece?

Gran Palacio Real y Wat Phra (Templo Esmeralda)

El Palacio Real de Bangkok es un gran conjunto arquitectónico formado por un grupo de edificios que sirvieron como sede real desde el siglo XVIII hasta mediados del siglo XX. El lugar, desde primera hora de la mañana, está siempre abarrotado de gente.

Y no es casualidad que sea de los templos más visitados y conocidos. Especialmente en el templo Wat Phra, la zona más importante del palacio, se concentra siempre un gran número de personas. Allí se encuentra el Buda de Esmeralda, el más valioso y venerado de Tailandia. Tallado en jade en el siglo XV y con sólo 45 centímetros de altura, para los budistas es una verdadera joya.

Precio: 400 bath.

Horario: De 8:00 a 15:30 horas.

Wat Arun (Templo del Amanecer)

También conocido como Templo del Amanecer o Templo de la Aurora, Wat Arun se encuentra en la orilla oeste del río Chao Phraya. Su increíble torre de 80 metros de altura es una de las más altas de Bangkok.

Para llegar, lo mejor es coger el barco que te recomendamos en el vídeo. Todo el templo está decorado con porcelana china y tiene rincones que te enamorarán desde el principio. Prepárate para subir sus enormes escalones y disfrutar de unas bonitas vistas del río y de la ciudad. Cuando este templo se ilumina al atardecer, desde la otra orilla del río las vistas también son increíbles.

Precio: 50 bath.

Horario: De 8:00 a 17:30 horas.

Wat Pho

Este templo nos dejó realmente alucinados. Tanto por el recinto, como por la arquitectura, como por la inmensa figura del buda reclinado en su interior. Esta impresionante estatua mide nada más y nada menos que 43 metros de largo y 15 de ancho.

Wat Pho se encuentra justo detrás del Gran Palacio y en los alrededores hay un mercado y muchos restaurantes en los que probar comida típica tailandesa. También encontrarás muchos puestos callejeros con fruta, comida y zumos naturales.

Precio: 100 bath.

Horario: De 8:00 a 18:30 horas.

Wat Saket (La Colina Dorada)

Este fue nuestro templo. Hemos estado dos veces en Bangkok y no hemos dejado de visitarlo. Es realmente mágico y nos encantó porque se encuentra en una colina artificial y en su interior se respira un ambiente de paz que te deja en estado zen durante varias horas.

Al llegar arriba encontrarás una enorme estupa dorada y unas vistas en 360º de la ciudad impresionantes. Además, escucharás las oraciones de los monjes budistas, grabadas en un audio que se repite constantemente y que mola un montón.

Para llegar hasta arriba tendrás que subir 318 escalones, pero son muy bajos, así que no encontrarás ningún problema. Además, puedes entretenerte tocando las campanas y los gongs que encontrarás en el camino. Dicen que da buena suerte.

Precio: 20 bath.

Horario: De 8:00 a 19:00 horas.

Wat Shutat

Wat Suthat es otro remanso de paz en el caos de Bangkok. La capital de Tailandia es una ciudad enorme, estimulante, de esas que amas o detestas. Y si nosotros terminamos amándola fue, en parte, por lugares como este. Reconozco que aprendimos a disfrutar del ajetreo y del bullicio, pero quizás no lo habríamos logrado sin sus templos. Esta otra opción perfecta para desconectar del mundo.

La visita del Wat Suthat no requiere demasiado tiempo, ya que únicamente podremos rodear el templo central (viharn) y visitar su gran sala interior. Eso sí, es otro lugar mágico para sacar decenas de fotos preciosas.

Precio: 20 bath.

Horario: De 8:00 a 21:00 horas.

Ruta en vídeo por los templos

Normas para visitar los templos budistas

Como en todos los wats (templos) es importante:

  • Cubrir las piernas al menos hasta las rodillas. Antonio llevaba unos pantalones a esa altura y no hubo ningún problema.
  • Llevar los hombros tapados.
  • No tocar las representaciones de Buda.
  • Si te sientas delante de alguna figura de Buda, no apuntar con los pies hacia él.
  • Quitarse el calzado.

Con los casi 15 millones de habitantes en su área metropolitana, Bangkok es una ciudad que nunca duerme. Inmensa, inabarcable, viva, bulliciosa. Durante nuestra segunda visita, enviamos un vídeo grabado desde el piso diecisiete, donde vivíamos, a nuestros familiares.

Era un time lapse en el que podía verse a cámara rápida el tráfico de una de las autovías principales de la ciudad desde las alturas. Qué miedo, nos dijeron. Tantas luces, tantos coches, tantos taxis morados y verdes… Era un ir y venir constante.  

Las grandes ciudades tienen eso y Bangkok no es una excepción. O la amas o la odias. ¿Y tú? ¿Has estado alguna vez en Bangkok? ¿Qué te han parecido la ciudad y sus templos? Antes de irte, déjanos tu opinión. ¡No te vayas sin dejar tu huella!

Somos Antonio y Teresa. Vendemos productos con marca propia en Amazon y sentimos debilidad por los viajes y la fotografía. Hemos vivido como nómadas digitales durante 6 meses recorriendo el mundo y actualmente tenemos varios de nuestros productos en el Top 100 de ventas de Amazon. También formamos parte de la academia Imperio eCom, con la que ayudamos a otros emprendedores digitales.